Raviolis caseros: la receta italiana que no puede faltar

¿Hay algo más delicioso que unos raviolis caseros? Los raviolis son ese tipo de receta que nos hacen amar la gastronomía italiana, una y otra vez. Su nombre quiere decir algo así como “plegado”, y es una pasta que puede rellenarse con distintos ingredientes, siendo los más comunes ricota, espinacas, carnes, pollo e incluso tofu, … Continuar leyendo "Raviolis caseros: la receta italiana que no puede faltar"

Raviolis caseros: la receta italiana que no puede faltar

¿Hay algo más delicioso que unos raviolis caseros? Los raviolis son ese tipo de receta que nos hacen amar la gastronomía italiana, una y otra vez. Su nombre quiere decir algo así como “plegado”, y es una pasta que puede rellenarse con distintos ingredientes, siendo los más comunes ricota, espinacas, carnes, pollo e incluso tofu, para los vegetarianos. Se suele acompañar de salsas –de tomate, pesto, etc.–.

Los raviolis caseros tienen un procedimiento sencillo pero laborioso. La receta que se presenta aquí tendrá un relleno de ricota, jamón y queso, y luego ya se podrá acompañar con la salsa que se prefiera.

Ingredientes:

  • 300 gramos harina de trigo
  • 3 huevos grandes
  • 500 gramos de ricota
  • 200 gramos de jamón
  • 70 gramos de queso duro tipo Reggiano
  • Sal y pimienta

Cómo preparar raviolis caseros:

  1. Poner la harina en la encimera limpia, formar una corona y cascar los huevos en el centro.
  2. Batir los huevos con un tenedor para desligarlos y así incorporar poco a poco la harina.
  3. Cuando los huevos estén mezclados, amasar bien durante al menos 10 minutos. La masa debe quedar lisa.
  4. Cubrir con papel film y dejar reposar 20 minutos.
  5. Mientras, picar el jamón, rallar el queso y desmigajar la ricota.
  6. Mezclar todo en un bol y Reservar.
  7. Luego del tiempo, enharinar la encimera, dividir la masa y trabajar cada parte por separado.
  8. Aplastar la masa con las manos un poco y con un rodillo empezar a estirarla.
  9. Estirar la masa hasta que se pueda ver a través de ella (los italianos ponen un diario bajo la masa, y si se logra leer lo que dice, se alcanzó el espesor adecuado). Hacer lo mismo con la otra bola.
  10. Disponer la masa sobre la encimera y poner una cucharadita de relleno a lo largo y ancho de la masa, bien separadas entre sí.
  11. Mojar los bordes que rodean el relleno, colocar encima la otra masa y presionar ligeramente las uniones para pegarlas bien. Hay que tratar de que no quede aire dentro de los raviolis porque se abrirán en la cocción.
  12. Cortar con cuchillo o cortapastas cada ravioli, separarlos y presionar los bordes con un tenedor.
  13. Poner abundante agua en una cacerola grande y cuando hierva meter los raviolis y cocinarlos por 4 o 5 minutos.RaviolisRaviolis

Para saber si tus raviolis caseros están listos, prueba los bordes: si la pasta está al dente, ya estarán. Un detalle: la proporción es un huevo cada 100 gramos de harina, si la masa queda muy suave le puedes agregar un poquitín más de harina o de agua tibia, si queda muy seca.