El Castillo del Diablo de Ensenada

Ubicado en el kilómetro 60 de la carretera libre, Ensenada-Tijuana, a la altura del poblado La Fonda, se encuentra el castillo o Casillero del Diablo, como dice en la entrada del lugar.

El Castillo del Diablo de Ensenada

Está ubicado en el kilómetro 60 de la carretera libre Ensenada-Tijuana, en el estado fronterizo de Baja California. Una enorme criatura con cuernos al centro, gárgolas y otras figuras extrañas reciben a sus visitantes, se trata del castillo del diablo, una construcción ya emblemática en el poblado de La Misión.

Tony Wells, hombre de bienes raíces y su esposa, la diseñadora Brittany Stevenson, son los propietarios, quienes hace más de 7 años construyeron esta mansión.

Existen mitos sobre el origen satánico y oscuro de esta enorme casa, sin embargo, nada tiene que ver con esto.

“Mi esposa es una mujer hermosa y construí esto en su para ella”, dijo Wells en entrevista con Milenio Televisión. El estilo Gótico de su pareja fue lo que inspiró al californiano para llenar la casa de extraños tesoros y rincones en los que se distinguen armaduras, espadas y muñecas con cabello oscuro y labios rojos.

México necesitaba algo diferente que a las iglesias, iglesias e iglesia. Vamos, necesitábamos algo del otro lado. Necesitábamos algo para las personas que les gusta lo oscuro”, añadió.

Parte de la decoración es una cama en terciopelo negro y rojo que “Rey del Rock”, y que Wells adquirió en una subasta.

Cuando sus amigos o reporteros les preguntan sobre su presunta relación con rituales satánicos, sólo sonríe y responde “por supuesto”, a tono de broma.

“México fue el único lugar que cobijó el sueño y además lo tienen todo: comida, su gente , las montañas, el mar, el clima, mujeres hermosas y los paisajes más bonitos, el lugar me inspiró y me dijo: hazlo, adelante, diviértete” , expresó el propietario.